Boinas y sombreros, una tendencia que crece ¿Cómo combinarlos de acuerdo al look? (II)

Las abuelas decían que para no pasar frío lo más importante es tener bien abrigados pies y cabeza. Últimamente las tendencias de moda respaldan la sabiduría popular y los sombreros se instalaron en pasarelas, vitrinas y calles, sin intenciones de emprender la retirada. Y es que más allá de su función de proteger nuestra cabeza del sol en verano o del frío y el viento en el invierno, lucir un sombrero es sumamente chic.  Las tendencias 2011 nos traen los más versátiles diseños de sombreros para que todas las mujeres encontremos el que mejor se adapte a nuestros gustos.



Boinas y sombreros, una tendencia que crece ¿Cómo combinarlos de acuerdo al look? (II)

Estas son las principales tendencias:

  • Sombrero vaquero: de ala ancha ligeramente doblado, ya sea de rafia, cuero, gamuza o en denim. Ideales para acompañar con jeans, botas y una camisa o sweater de colores fuertes, o con leggins en animal print para un estilo bien rock and roll. Just Cavalli propone un look total denim con el sombrero también forrado en jean. Para un estilo más extravagante, el sombrero acompañando atuendos urbanos. En Argentina puede optarse por el sombrero de gaucho con los mismos efectos.

  • Borsalino o fedora: de paño en diferentes colores y texturas, al estilo gángster, para acompañar atuendos todo el año. En invierno opta por colores neutros y en veranos por los más brillantes. Los cuadros escoceses son el must del invierno. Este tipo de sombreros puede usarse con prácticamente cualquier atuendo y es el preferido por las famosas para un look casual y urbano. Puedes agregar un toque chic atándole un pañuelo fino haciéndole una lazada en un lateral, o agregando detalles de plumas o flores. Acompañando un look masculino, por ejemplo con camisa y corbata, complementa con maquillaje fuerte para lograr ese sexy balance entre masculino y femenino.

  • Gorras de piel: ideales para inviernos crudos, las gorras tipo de bosque con orejeras, en cuero o tejidas y con detalles de piel. Puede acompañar atuendos casuales, especialmente para las más jóvenes. Con abrigos de lana overzise o con cazadoras de cuero van como anillo al dedo. Una versión más glamorosa son los de estilo ruso o Ushanka, con pelo largo en negro, blanco o hasta colores vibrantes.

  • Étnicos y artesanales: de lana, también con orejeras, con patrones tribales o motivos andinos, ideales para el look boho y hippie chic, acompañado con muchos accesorios de madera o piedras. Un must del invierno exclusivo para las más jóvenes y sólo para el día. Quedan perfectos con jeans, leggins, faldas o vestidos, abrigos de cuero, de lana o hasta gabardinas.







Puede Interesarte


Comenta este articulo