Muestra homenaje a Jean Paul Gaultier en Montreal

500 obras de arte, entre las que se encuentran 130 vestidos, se exhiben desde este mes en el Museo de Bellas Artes de Montreal para representar y celebrar la obra de modisto francés, así como plasmar su influencia en la cultura occidental de las últimas décadas. Titulada «El planeta moda de Jean-Paul Gaultier. De la calle a las estrellas», la exposición muestra obras de distintas colecciones, reunidas bajo seis ejes temáticos: “El Boudoir”, “A flor de piel”, “Can-Can Punk”, “Jungla Urbana”, “Metrópolis” y “La Odisea de Jean Paul Gaultier”.



Muestra homenaje a Jean Paul Gaultier en Montreal

Esta muestra, que luego se mudará a diferentes ciudades, permite a los ciudadanos comunes, que rara vez o nunca tienen la posibilidad de asistir a desfiles de moda de diseñadores de esta envergadura, disfrutar en vivo y en directo de las creaciones que hicieron historia. Las cantantes Madonna, Mylene Farmer y Kylie Minogue también han prestado piezas de su propiedad para enriquecer la exposición, que hasta cuenta con fotografías de Andy Warhol.

Según cuenta el propio diseñador, en un principio se encontraba renuente a aceptar prestarse para la muestra “porque por lo general las retrospectivas se hacen después de morir y yo todavía estoy vivo”. Sin embargo, la curadora y directora del Museo, Natalie Bondil, lo convenció bajo un concepto que no se cansa de repetir a la prensa: “No se trata de una retrospectiva sino de una instalación, una nueva creación.” Por su parte, Gaultier asegura que se trata de un evento único en su vida y que no piensa volver a hacerlo.

Conocido como “l’enfant terrible” del mundo de la moda, este modisto autodidacta conmocionó el mundo de la moda en la década de los ’80 trayendo el revival de los corsets, pero no ya como prenda íntima, sino como prenda de vestir con la que celebra la figura femenina. El corpiño cónico de Madonna y el primer desfile masculino con los modelos usando polleras fueron otros momentos álgidos de esa década. Hoy en día, con más de 50 años y una incuestionable y sólida carrera construida paso a paso, no deja de buscar la innovación y el gesto provocador.

Considero que más allá del virtuosismo técnico, resultado del excepcional savoir faire de los diferentes oficios de la alta costura, de una imaginación desbordante y de sus colaboraciones artísticas históricas, Gaultier ofrece una visión abierta de la sociedad, un mundo de locura, de sensibilidad, un mundo gracioso y a la vez impertinente donde cada uno puede reafirmarse tal y como es, un mundo sin discriminación, una costurafusión única. Porque en Gaultier hay una verdadera generosidad y un mensaje social muy fuerte, recubierto de humor y ligereza”, resume Bondil.

La muestra permanecerá hasta el 2 de octubre antes de viajar a Dallas, San Francisco, Madrid y Rotterdam.

 







Puede Interesarte


Comenta este articulo