Dulce y sensual: el look Michelle Williams

Desde sus inicios en la serie adolescente Dawson’s Creek, pasando por su matrimonio con Heath Ledger y sus recientes protagónicos en importantes películas que le valieron numerosas nominaciones, Michelle Williams ha ido ganando también protagonismo en la farándula hollywoodense, a pesar de mantener un perfil muy bajo. Sus apariciones en público, aunque se limitan a la temporada de premiaciones, suelen despertar halagos por su estilo muy femenino, y su corte de pelo es ahora uno de los más imitados. A pesar de que en los últimos meses se la vio caracterizada como Marilyn Monroe, el estilo de Michelle se aleja bastante la bomba sexual. Haremos un repaso por el estilo, looks y básicos de la talentosa joven que en unas semanas podría conseguir su primer Oscar.



Dulce y sensual: el look Michelle Williams

Cuando Michelle aparece en público, lo hace con estilo, mostrando su lado femenino, aunque a veces se le critique que se arriesga poco o confía demasiado en los accesorios. Por otra parte, sus looks de calle, del día a día, la muestran como una joven con adorable estilo propio que acierta con cada elección.

Su estilo es relajado y discreto, con preferencia por los colores suaves y tonos neutros. Los vestidos cortos y chaquetas o blazers son sus prendas básicas, que suele combinar con botas o bailarinas. Es habitual verla combinando sus vestidos con blazers entallados o con unos vaqueros con botas. Aunque no se entrega de lleno a un estilo retro o indie como lo hacen otras actrices, toma un poco de cada uno según la ocasión, y quizás allí resida la clave de su éxito. Le gusta aderezar sus looks con algún elemento militar o marinero, siempre compensando un look muy femenino.

Para la alfombra roja prefiere la elegancia sutil, con diseños sencillos que confían en el material para lucirse. Aunque en las épocas en que estuvo con Heath Ledger apostaba por colores más “jugados”, como el Givenchy morado o el Vera Wang amarillo que lució en los Oscar cuando ambos estuvieron nominados por Brokeback Mountain. Sin embardo, en los últimos años se decantó más por los colores neutros, aunque en los últimos Golden GLobe fue la única en animarse al animal print en la alfombra roja. Como no es muy alta, en estas ocasiones deja la comodidad del flat y se trepa a unos buenos tacos.

En las apariciones públicas menos formales es cuando confía más en el estilo retro y clásico, potenciado con su corte pixie. Los vestidos de coctel de inspiración años 50 o 60, encaje, pedrería, volantes y paillettes lucen muy bien en la rubia.

Su maquillaje también suele ser neutro, y sus accesorios discretos.







Puede Interesarte


Comenta este articulo