Tendencias primavera verano 2011-2012: la inspiración oriental

Al igual que el look étnico, las influencias en la moda oriental –tradicional y moderna- se vieron en muchas pasarelas de las semanas de la moda europeas. Las claves de este estilo vienen principalmente desde China y Japón, y nos encontramos líneas rectas, colores expresivos, telas brillantes y bordados dorados distintivos.

Uno de los primeros signos orientales que recibimos en la moda de occidente fue el cuello Mao como cierre de blusas, vestidos o camisas, que automáticamente le da un toque de sofisticación a la prenda. Y eso es algo que acompaña a todo este estilo: la elegancia y las formas precisas. Con respecto a las prendas claves de esta tendencia, podemos destacar, desde Japón, los vestidos de corte kimono, los obi (cinturones de tipo fajín), y los haoris o yukatas (kimonos frescos para usar de día). Desde China, recibimos los pantalones chinos (o capri, que se cortan unos diez centímetros más arriba del tobillo), el cheongsam (vestido que delinea las formas femeninas, cubriendo todo el cuerpo desde el cuello a los tobillos pero marcando sutilmente cada curva) y las blusas qipao (siguiendo la misma premisa del vestido, se cortan en la cadera, marcando bien la cintura, y se combinan deliciosamente con polleras tubo o pantalones de vestir). Con respecto a los zapatos, son tradicionales las sandalias de madera, pero siempre queda bien con este estilo los zapatos con hebilla rodeando el tobillo. La clave con el calzado es la sencillez.



Tendencias primavera verano 2011-2012: la inspiración oriental

Nuestro outfit está formado por un vestido de corte kimono de delias.com, cartera de oriental-fashion.co.uk, sandalias de yesstyle.com, zapatos YSL de heels-mall.com, camisa con cuello mao de theoutnet.com, “chinos” de styleceo.com, y aros de chinafinds.com.

En cuanto a telas, si bien la seda es un clásico oriental, optemos por géneros delicados y puros. Los colores cubren todo el espectro, partiendo del blanco y negro, y llegando a fucsias, amarillos, naranjas y verdes brillantes. También, los estampados están muy presentes: hilos dorados dando forma a flores, especialmente de cerezos, o a animales, siendo los favoritos el pez koi (carpa), los tigres y los míticos dragones.

Con respecto a los accesorios, se sigue la misma premisa. En pañuelos, carteras y bolsos, telas llamativas en diseños sencillos y sofisticados. En joyería, preferencia por el dorado, las piezas esmaltadas y los talismanes de buena suerte.

Por María del Mar







Puede Interesarte


3 comentarios en “Tendencias primavera verano 2011-2012: la inspiración oriental

Comenta este articulo